fbpx

Descarga tu REGALO

Escribe tu email y te enviaré GRATIS la guía que necesitas para ser +feliz y +libre

Responsable: Rubén San. Finalidad: envío de mis nuevos contenidos así como correos comerciales (no spam). Legitimación: tu consentimiento. Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mis plataformas de email marketing Mailchimp suscrita al PrivacyShield. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación o suprimir tus datos.

El causante de tus NO decisiones

RUBÉN SAN

Soy de la opinión de que razonar, pensar, evaluar no son acciones negativas, todo lo contrario, y hasta aquí creo que estaremos la mayoría de acuerdo, pero hoy me gustaría hablarte de cómo el exceso en el uso de ellas puede dar pie a conceder luz verde a todos nuestros demonios, fantasmas y temores que nos inmovilizan e impiden actuar.

¿De qué nos sirven los sueños, esperanzas e ilusiones si somos incapaces de hacer lo posible por acercarnos a ellos?

“Tengo la esperanza/sueño/ilusión de ser mi propio jefe” “… de encontrar una pareja extraordinaria” “… de encontrar la felicidad”

Ok pero entonces, ¿qué se supone que estas haciendo para que esa esperanza/sueño/ ilusión pueda llegar a ser mínimamente alcanzable en un tiempo mínimamente razonable?

“Nada, pero tengo la esperanza/sueño/ilusión en que suceda algún día”.

Buf, no sabes lo que me puede llegar a cabrear esa frase o actitud.

¡Pero cómo leches quieres estar cada vez más cerca de eso! ¿visualizando? ¿por arte de telequinesis?

Mira, estoy bastante hasta las narices de toda esa pamplina de que atraes lo que visualizas. No señor/a, si no haces nada por acercarte a ello ya puedes seguir esperando toda la vida… ¡que te vas a comer un mojón!

Siento ser tan duro y soltártelo de esta manera, pero vamos a empezar a hablar en un lenguaje más directo, por favor. No hablo de atraer en base a tus acciones (que es muy diferente), hablo de creer que la solución a todos tus problemas está en visualizar eternamente y ya.

En mi caso, por ejemplo, tengo claro que el hecho de visualizar una vida +feliz y +libre no ha hecho que ahora esté empezando a cosechar mis frutos.

Te recuerdo que un 4 de julio de 2016 a mi me despidieron de mi última empresa en España y que pocos días más tarde estaba montándome en un avión rumbo a Australia sin billete de vuelta.

Y con esto no te digo que tengas que hacer lo mismo, ya que como te he contado en otras ocasiones, un viaje no cambia a las personas sino que les brinda una oportunidad para hacerlo.

Claro que es importante visualizar pero algo falla si lo único que hacemos es imaginarnos como serían las cosas si fuéramos de otra forma.

Coñe ¿y por qué no somos de esa otra forma o buscamos los medios que nos ayuden a serlo?

A menudo hablo de «sacudir el mantel» haciendo alusión a que si no encuentras la forma de pasar a la acción porque estás perdido, indeciso o con miedo, es bueno (o al menos en mi caso lo fue) una «sacudida del mantel» que te ayude a un cambio de rumbo, que te fuerce a tomar las decisiones que en tu actual estado difícilmente llegarás a tomar, y sobre todo cuanto más incómodas sean estas, mejor 😉

puesta de sol de un avion volando hacia australia

Volando hacia Australia tras mi despido

El miedo nos paraliza, nos hace enmudecer, no actuar y volvernos cada día mas cobardes y con menor capacidad de reacción.

No es malo tener miedo porque es algo instintivo, pero se puede aprender a no hacerle mucho caso cuando lo que intenta es impedirte tomar decisiones que sabes que son interesantes de afrontar precisamente para aprender y ver cuán cerca puedes llegar a estar de tus sueños/ esperanza/ilusiones.

Así que sin miedo, ¡adelante! pregúntate todo lo que necesites saber y no rechaces las imágenes que te trae tu mente. Escúchate antes de rechazarte una idea. Hay algo que necesita salir y lo estamos impidiendo. ¡Basta ya de tanta contención, que vamos a reventar!

Obviamente no estoy hablando de utilizarlo para fines destructivos sino para todo aquello que necesitamos sacar y que no hemos sido capaces de hacerlo porque llevamos toda una vida controlando nuestras emociones.

¡A la mierda la contención! Si algo he aprendido en este proceso de transición y crecimiento personal es precisamente a no contenerme, a ser capaz de mostrar debilidad, somos seres humanos viviendo con el miedo permanente de no querer que nos dañen y de esta forma difícilmente encontraremos a alguien que nos quiera, precisamente porque es muy complicado conocer a alguien que realmente no quiere que le conozcas.

Vamos a empezar a tener un poco de coherencia de vida: lo que dices, lo que haces, lo que sientes y lo que piensas. Vamos a empezar a alinear estos tres elementos y dejar de seguir tirándonos piedras sobre nuestro propio tejado.

Prueba a ser agradecido. No estaría de mas empezar a entender que somos el resultado de nuestras buenas o malas decisiones y de que si llevas 20 años queriendo cambiar algo y sigues igual quizás va siendo hora de cambiar algo, ¿no crees? ¡sacude el mantel, leches!

Ponte las pilas y empieza a aprender a ser agradecido. Si tu te sientes agradecido con lo que tienes, con lo que te rodea con lo que vas a ser capaz de conseguir, no vas a poder estar enfadado tan a menudo ni tampoco dar cabida a ese miedo paralizador.

Si agradeces y actúas estas llamando a la puerta de la abundancia.

Somos un puñado de malos hábitos que lo que hacen es influir en nuestra forma de pensar.

¡No hacemos el ridículo lo suficiente! ¡Date la libertad de cagarla y salir de esa jaula!

Que hay de malo en repetirse cada día: “me doy permiso para cagarla, me doy permiso para cagarla”.

¿No te das cuenta de que si no la cagáramos no se pondría en marcha ningún sistema de aprendizaje?

Nuestro pensamiento solo prepara. Es la acción, el acto de fe, la iniciativa, el lanzamiento el que hace que superes una situación.

Yo puedo estar preparándome años para no tener miedo a saltar de un avión pero cuando abran la puerta lo tendré.

O salto y lo venzo o de pensamientos no se alcanza ningún logro Clic para tuitear

También te digo que nos llenamos la boca (yo el primero) de hablar de valentía pero que luego realmente está sobrevalorada.

Que es necesaria en cierta medida, ok pero lo que verdaderamente te impulsa a tomar las decisiones son las ganas. Concretamente las ganas de no quedarte con las ganas.

La gente te dice que también quiere irse a no sé dónde, pero que no se atreven a hacerlo. Y yo pienso ¿te apetece de verdad? pues chico/a, simplemente ¡hazlo!

Cuando damos el salto ya no hay valientes ni cobardes en juego, pase lo que pase, no nos queda otra que enfrentarnos a ello.

El miedo puede llegar a estar presente en la gran mayoría de nuestras decisiones, llegamos a un punto en el que todo el mundo tiene miedo a intimar. Otra cosa es que seas consciente de ello o no.

Intimar significa exponerse uno mismo ante un extraño. Todos somos extraños, nadie conoce a nadie. Llegamos a ser extraños a nosotros mismos, porque no llegamos ni a saber quiénes somos.

Todos ocultamos cosas, no solo a los demás sino a nosotros mismos, ya que hemos crecido en una humanidad enferma de represiones, tabúes y prohibiciones.

Todo el mundo tiene miedo a intimar. No importa que hayas convivido con alguien los años que sean. Aquello a lo que llamamos “extraño” nunca desaparece.

Vivimos con la seguridad mal entendida del que piensa que precisamente está más seguro por mantener una pequeña defensa, ciertas distancias, porque tal vez alguien se pudiera aprovechar de nuestra debilidad, de nuestra fragilidad o de nuestra vulnerabilidad.

Pero el problema viene y se complica precisamente porque todo el mundo quiere intimar.

Todo el mundo quiere intimar porque sino puedes llegar a sentirte solo en este universo, sin nadie con quien puedas mostrar tus heridas. Y esas heridas no sanan hasta que no se abren. Cuanto más las ocultas más peligrosas y amigas del miedo se convierten.

Por un lado intimar es una necesidad esencial, así que todo el mundo la anhela.

Pero quieres que sea el otro el que intime, así que la otra persona suelte sus defensas, se vuelva vulnerable, abra todas sus heridas, suelte todas sus máscaras y falsas personalidades, permanezca desnudo tal y como es.

Y por otro lado, como te decía, todo el mundo tiene miedo a intimar y a hacerlo con la persona que no suelta sus defensas. En definitiva, otro clásico pez que se muerde la cola.

Ambos desean intimar pero nadie quiere soltar sus defensas y nadie quiere mostrar su desnudez y sinceridad.

Todos tenemos debilidades, son parte de la naturaleza humana ya que tú no estás hecho de acero.

Una de tus necesidades básicas es ser necesitado. Pero nadie lo quiere aceptar.

Vivimos con tantas pretensiones, tanta hipocresía, y esta es la razón del porqué intimar genera miedo.

Así que solo cuando estés listo para intimar, animarás a que la otra persona también intime. Tu apertura ayudará a que la otra persona también se abra a ti. Tu simplicidad sin escudos permitirá a la otra persona disfrutar de la simplicidad, de la inocencia, de la confianza, de la apertura, del amor.

Solo cuando dos personas intiman dejan de ser extraños.
El primer paso es aceptarte, reconocerte y cambiar aquello que está impidiendo que afrontes todo lo que siempre has soñado, esperado o deseado y que nunca has llegado a afrontar.

Una vez que te aceptes, te reconozcas y cambies todo lo que sea necesario para ser y estar donde quieras estar todo ese miedo desaparecerá progresivamente y cada vez te verás mas cerca de todo aquello por lo que has decidido luchar para alcanzar.

Por lo tanto y para acabar, dejar claro que el hecho de tener miedo no es para nada algo malo, pero dejar que él sea el encargado de dirigir tu vida, me parece, cuanto menos, una decisión poco inteligente.

Si te ha gustado este artículo, puedes ayudarme compartiéndolo:

SOBRE EL AUTOR DEL POST

SOBRE EL AUTOR DEL POST

Rubén San

Me despidieron del trabajo por no ser como ellos y aquel día empezó mi verdadera revolución.

Han pasado unos años y unas cuantas "horas de vuelo" desde entonces.

Hoy me considero un hombre libre, empezando a ser mi propio jefe, dueño del 100% de mi tiempo y de mi vida ¡y eso si que NO tiene precio! 

Puedes conocer más de mi historia aquí y descargar de forma gratuita mi guía:

"PENSAMIENTO EXTRAORDINARIO"

Una guía sin adornos y directa al grano para que aprendas a ser feliz sin fuegos de artificio.

ARTÍCULOS RECOMENDADOS

flechas 

¿Te apetece unirte a esta comunidad?

0 comentarios

✏️ Tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.